El invierno, elemento agua, preparado Renol

El invierno, elemento agua, preparado Renol

La dietética oriental esta basada en las características que nos aportan los alimentos y en su energía acorde y en armonía con la naturaleza. La estación hibernal esta relacionada con el elemento AGUA y corresponde al preparado RENOL. Cada elemento se estimula y equilibra con un sabor, un color y un tipo de energía. La energía del invierno viene caracterizada por el frío (sus días son mas cortos y fríos).

Invierno - Estacion de invierno

Los órganos y vísceras asociadas con este elemento son riñón (órgano Yin compacto ), vejiga (órgano Yang hueco). Los sistemas asociados son el Sistema Inmune y Sistema Linfático, el sentido es el oído (las orejas, el tímpano), la afinidad con los tejidos es la estructura ósea (el esqueleto), así como el cabello es la manifestación externa y las glándulas de secreción interna (las suprarrenales, tiroides y paratiroides), el aparato reproductor (los ovarios en la mujer y los testículos en el hombre).

«La Tierra frena al agua»

La Tierra frena al Agua, por lo tanto es interesante observar que cuando se sobrecarga la energía del Bazo-Páncreas (órganos Yin asociados con el elemento tierra), se paraliza la energía de la Vejiga y que cuando se sobrecarga el estómago (órgano Yang), se paralizan los riñones. Al sobrecargarse los órganos Yin, se paralizan las vísceras Yang del elemento opuesto. Ya que la Tierra absorbe Agua (frena a este elemento, como podemos contemplar en el ciclo destructivo de los cinco elementos de la medicina china).

Respecto a la alimentación, el elemento agua viene caracterizado por el sabor salado, el color negro/azulado, el tipo de crecimiento raíces y granos (es común un alto contenido en sales minerales), la forma de cocción son los cocinados largos y sus alimentos más característicos son las algas, los azukis, las lentejas, raíces y las legumbres en general.

Los alimentos salados conducen la energía hacia abajo y hacia dentro. En cantidad moderada ablandan y lubrifican, estimulan las funciones digestivas. En exceso pueden sobreestimular demasiado a los riñones y dañarlos, debilitando al mismo tiempo al esqueleto, la sangre y el corazón, pudiendo causar retención de líquidos e hipertensión arterial.

Si el riñón se debilita, afecta al elemento Fuego (Corazón e intestino delgado).

«El agua apaga al fuego en el ciclo destructivo»

El color que nutre a este elemento es el NEGRO /AZULADO de las algas, el miso, la soja negra, los azukis, las uvas negras, la tinta de la sepia y el sésamo negro son algunos de los más característicos.

A nivel digestivo, el sabor salado despierta el gusto de los alimentos y despierta el apetito, estimulando las secreciones de los jugos gástricos y de la saliva. La dieta más adecuada en este período del año es “la antienvejecimiento”, rica en vitaminas, minerales y antioxidantes. El elemento AGUA nutre lo más interno de nuestro organismo (los huesos, la médula y el cerebro).

Como en el invierno la dirección de la energía se interioriza se recomienda una dieta caliente y tonificante. Alimentos neutros de sabor salado como el mijo, las algas kombu, el huevo, la sepia, el pescado blanco, el calamar, las sardinas. Alimentos salados de sabor templado como los mejillones y las gambas. Alimentos calientes de sabor salado como el ajo y  en caso de excesivo calor interno se recomiendan los alimentos neutros frescos como la cebada, el tamari, la umeboshi. La umeboshi es un alimento medicamento muy útil como alcalinizante y que en pequeñas cantidades estimula el elemento agua por su sabor salado, tiene excelente propiedades, consumir en pequeñas cantidades cuando se padece hipertensión, al igual que evitar el consumo de sal (usar preferentemente una sal de hierbas o unas gotitas de tamari “salsa de soja”). Alimentos de naturaleza fría y sabor salado como el alga nori, la sal, el cangrejo y el pulpo.

Los alimentos por excelencia para fortalecer los riñones en una dieta antienvejecimiento son los cereales en grano (con su germen), las legumbres cocinadas con algas para hacerlas mas digestivas, los azukis, los potajes de legumbres, verduras y granos, las sopas de miso, las algas y el pollo, la yema de huevo (en dietas mas energéticas), los alimentos oscuros, las raíces (ya que aportan energía muy interna), la col verde (muy recomendada en osteoporosis). Siendo también recomendados las castañas, los puerros, el jengibre fresco, la canela, el trigo sarraceno, el sésamo negro, la soja negra (excelente en la premenopausia), las algas y la calabaza.

Los desequilibrios emocionales que afectan a este elemento son el miedo , el terror y la timidez excesiva, llevar una dieta excesivamente “salada”, rica en sal, muchas proteínas y excesivos complementos y minerales pueden bloquear a este elemento y generar un sentimiento de miedo, temeridad, desconfianza, etc.

Este tipo de dietas hiperproteicas muy utilizadas por los culturista, deportistas y también en adelgazamiento, son muy agresivas para este elemento. En este período el preparado sin duda es Renol, que actúa depurando y alcalinizando el organismo, limpiándolo de sales, mejorando así su funcionalidad y la calidad del esqueleto.

Los complementos Skeletin, Fitomineral y Flavocelson excelentes para combinar con Renol de modo preventivo durante esta temporada.

Natalia Cea González, terapeuta de Energy y nutricionista
Tf. 628.09.66.06 E-mail: nataliacanricart@gmail.com
Revista Vitae 4 diciembre 2008

Deja un comentario